Periné, perineo, suelo pélvico, piso pélvico…En los tiempos que corren, donde por fortuna empezamos a dar más valor a nuestra salud, casi todos hemos oído alguna vez mencionar estos términos. Pero, ¿sabemos exactamente de qué estamos hablando?

Desde esta entrada te invito a reflexionar sobre una parte tan nuestra y tan desconocida a la vez. Hoy hablamos en profundidad del periné.

¿Sabías que tanto hombres como mujeres tienen periné? ¿sabías que es una zona muy importante de nuestro cuerpo en cualquier etapa de nuestras vidas? ¿sabías que lo usas a diario y la mayoría de veces de manera involuntaria?

 

Origen de la palabra periné

suelo-pelvico-hombre

La palabra periné tiene su origen en el griego antiguo (perinaos). Se le atribuyen varios significados. Uno de ellos es el formado por la contracción de <peri=alrededor>  y del verbo <ineo=evacuar> tiene toda su lógica, ya que comprende las estructuras que están rodeando las zona de evacuación del cuerpo humano.

Otro significado, mucho más bonito desde mi punto de vista, es el que surge de la unión entre <peri=alrededor>  y <naos=el lugar más sagrado de los templos griegos, donde se veneraba a la divinidad>.

El periné es el conjunto de músculos y tejidos conectivos que recubren el suelo de la pelvis y albergan las vísceras pélvicas: vejiga, útero y recto.

 

Las funciones del suelo pélvico

  • De continencia: ya que rodea los esfínteres (anal y uretral)
  • De sostén: de los órganos pélvicos
  • Sexual: ya que comprende a la musculatura involucrada en el acto sexual
  • Reproductiva: Ya que durante el parto se convierte en nuestro aliado para ayudar a la cabecita del bebé a rotar.

 

Reflexionando un poco sobre el segundo significado de la palabra periné… Nos hace ver la importancia de esta zona sagrada, protegida cual fortaleza entre los huesos de la pelvis como si de un castillo amurallado se tratase. Bien resguardada entre el pubis, cóccix, y ambos isquiones.

El periné está diseñado como un moderno puente colgante, resistente a viento y marea. Dotado de músculos, fascias y tendones que hacen de esta zona una obra de arquitectura única, que ayudará en su día, en el caso del periné femenino en particular, a proteger lo más sagrado de nuestro templo humano: la creación de una nueva vida. ¡Qué buena definición la de nuestros amigos griegos!

 

perine-mama-bebe

 

Por ello, te invito a conocer, a cuidar y a experimentar esta parte tan importante, tan nuestra y tan desconocida del cuerpo humano, en cualquier etapa de nuestra vida, seas hombre o mujer.

En Clínica Mediterrani somos muy conscientes de la importancia de cuidar de esta parte de nuestro cuerpo. Así que si te interesa saber cómo puedes trabajar tu periné o suelo pélvico con nosotros, estaremos encantados de atenderte.

Como has visto en esta zona, no todo es anatomía, aquí además de función, también hay emoción. ¡Conoce tu periné, forma parte de tu centro!

Abrir chat